Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Regalito de mi amiga Charo, cuyo blog es: http://charobodega47blogspot.com lo compartió conmigo que para mí es una joyita. ¡Gracias!

miércoles, 16 de mayo de 2018

REFLEXIONES





EL ELOGIO MERECIDO

El elogio contribuye bastante a suavizar y estimular todo lo cotidiano, roces incluidos. El cónyuge que está atento a decir palabras de aliento en el momento oportuno ha aprendido a cumplir con unos de los principales requisitos indispensables de la convivencia familiar, es un tema que tiene su importancia...

Por supuesto, también para los niños y hasta los abuelos que están ávidos de reconocimiento, aceptación y aprecio cuando se esfuerzan. Mi amiga me comentó en una cuando estábamos en la playa: "Pablito es un rabillo, se porta mal frecuentemente, le tengo que regañar. Pero un día su conducta fue especialmente buena. Al acostarlo, esa noche, después de que lo acomodé en su cama y me retiraba, lo oí llorar. Volví de inmediato. Entre sollozos me preguntó: "Mami, ¿no he sido bueno hoy? La pregunta se me clavó en los adentros, como un puñal". Y añadió: "Siempre lo he corregido cuando hacía algo mal, para enseñarle lo mejor posible, pero no estuve atenta a reconocer que ese día estuvo bien. Lo había mandado a dormir sin una palabra de reconocimiento".

Le dije que, ciertamente, era un fallo que debía procurar no repetir.

Hay que estar atentos y buscar en los críos algo digno de elogio cuando se esfuerzan y veremos que mejorarán tanto en su capacidad como en la actitud, siempre que sean merecedores de ello. El aliento y el impulso que se produce por medio del sincero elogio es el método más eficaz para lograr que la gente dé lo mejor de sí, por lo general...

En la persona cuya autoestima se ha elevado, se obra una especie de milagro. Estimamos que, así como los artistas se complacen en crear belleza para los demás, quienquiera que domine el arte del elogio comprobará que este beneficia tanto al que lo brinda como al que lo recibe...Alguién dijo: "Las flores dejan parte de su fragancia en la mano que las ofrece"...




Imagen: Google.

15 comentarios:

  1. Tienes mucha razón. A menudo olvidamos decir lo bueno. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un elogio merecido, sobre todo, a tiempo es tan justo como estimulante...
      Un abrazete.

      Eliminar
  2. Estoy de acuerdo con ello, siempre vamos corrigiendo los errores y hay que subir su autoestima y felicitarle cuando han realizado una buena acción. Todas las vivencias adquiridas en la infancia es el gran pilar en el que se sostendrá cuando lleguen a la edad adulta. Todo lo que ahora soy lo he ido adquiriendo desde que era pequeña. De nosotros, padres y madres, depende que adquieran un buena formación en valores.

    Te agradezco tu efusivo comentario en mi blog. No hice nada más que reflejar ese gran sentimiento y belleza que me inspiran los patios, aunque la realidad es bastante superior a mis fotos.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. He intentado plasmar la importancia de los detalles...Gracias por pasarte por aquí.

      Sobre Córdoba no exagero ni mijita. Siempre ando lampando por ir y jamás me canso. Tengo varios amigos cordebeses y quiero hacer una entrada a los patios, no llegaré a tu nivel, pero sí que lo haré con mucho cariño.
      Besos, guapetona.

      Eliminar
  3. Buenas amiga , claro que si toda la razón al igual que se reprende a una persona , sea niño , mediano o anciano hay que saber darles una palmadita cuando su comportamiento ha sido el esperado ..a todos nos gusta que nos alaben cuando nos lo merecemos y una regañina a tiempo tb nos viene bien ..si es constructiva ..
    Me gusto tu reflexión .
    Un abrazo grande y linda noche para vos ..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas noches, has captado estupendamente el sentido de mis reflexiones.
      Gracias por opinar, guapetona.
      Un besote.

      Eliminar
  4. Se enseña mas con alabanzas que con criticas, y hay que decirles te quiero tantas veces como sea necesario, son pequeños pero tiene un alma muy grande, Una buena palabra educa mas que un regañina. Muy buena reflexión si señora. Hoy dos abrazos

    ResponderEliminar
  5. Hola Mari Carmen.. Hay veces, hay momentos, que una palabra amable, un reconocimiento obra milagros, reconforta a quien lo hace si es sincero, y a quien lo recibe siempre le llena de satisfacción, le ayuda a ser mejor..
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese es el sentido de mi reflexión, tienes un concepto muy similar al mío sobre el tema. Lo he traido a vuestro criterio, porque veo demasiadas veces que sigue ocurriendo y es tema para que se medite y podamos rectificar...
      Gracias por opinar.
      Un abrazete.

      Eliminar
  6. Totalmente de acuerdo con lo que escribes.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya somos algunos, jeeeeee...
      El elogio merecido y sincero, lo otro son adulaciones fatuas...
      Un abrazo.

      Eliminar
  7. Un elogio a tiempo es una maravilla...
    Todo en perfecto equilibrio. Buena reflexión.
    Besoss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo has descrito mucho mejor que yo lo intenté, ¡Olé tu menda!
      Un beso.

      Eliminar
  8. Una reflexión que comparto plenamente.
    Hay que alentar, estimular y valorar
    y siempre reconocer las cosas buenas.

    Besos, Mari Carmen

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que sí, es hacer justicia y saber valorar el esfuerzo...
      Gracias, niña por aportar tu criterio.
      Un beso.

      Eliminar