Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Regalito de mi amiga Charo, cuyo blog es: http://charobodega47blogspot.com lo compartió conmigo que para mí es una joyita. ¡Gracias!

lunes, 9 de abril de 2018

RECORDANDO LA PELI...






 EL MONO SAPIENS

Aquel vuelo espacial experimental era tan secreto, que las instrucciones para los tripulantes, selladas y entregadas por separado, deberían ser abiertas sólo después de entrar en órbita.

Un científico invitado a formar parte de la tripulación se sorprendió al descubrir, inmediatamente antes del despague, que su único compañero era un chimpacé. Una vez  en órbita, el mono abrió su sobre con las instrucciones, las estudió cuidadosamente y empezó a pulsar botones, accionar palancas y dedicarse a una gran diversidad de complicadas tareas.

Si él que hace todo eso, pensó el científico, ¿cuál será mi cometido? Abrió entonces su sobre y leyó:

"No olvide alimentar al chimpacé" 



 

16 comentarios:

  1. Pues yo me la perdí, porque todavía me estaría riendo. Salibrincos y una carcajada

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No recuerdo el título, pero sí que era divertida.
      Besos con los saltos y brincos de rigor.

      Eliminar
  2. Buena leccion, aveces el trabajo fácil hace las cosas funcionen por si solas.. De todas formas no se yo si me fiaría mucho..jeje.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre...lo que se dice fiar del mono, (yo tampoco), jaaaaaaa
      Un abrazete.

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. ...Ya te digo. La cara del científico era de lo más descriptivo, jeeeee
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Ja ja ja, ¡qué bueno! Muchos besos Mari Carmen:D

    ResponderEliminar
  5. Pues cómo se tuvo que quedar el pobre científico......Yo quiero un chimpancé así de listo para mi casa a ver si me hace la vida más fácil:-))Besicos

    ResponderEliminar