Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

jueves, 18 de mayo de 2017

ASÍ HABLABAN NUESTROS ABUELOS, III




EL HABLA DE NUESTROS ABUELOS: SIGNIFICADOS.






BÚCARO: conocidos en Cádiz, Sevilla, Málaga y Huelva como botijos, (en finolis). En mi casa teníamos varios, de cerámica trianera, por supuesto, de ellos bebíamos el agua muy fresquita. Fuera de Andalucía no saben qué es un búcaro, por lo general.

HALAR: esta expresión es netamente trianera en toda regla. Está influinciada por el habla marinero halar se pronuncia con la hache aspirada significa "tirar hacía sí" de algo que se hace con cabos, como la enegía, nunca se destruyen, siempre se transforman.

BARZO: dícese de dar paseo ocioso, sin rumbo fijo. También pasear buscando hacerse el encontradizo con alguien. Por debajo de los 60 años los barzones les "suenan" a chino a los sevillanos, por lo general.

AMANGLAO:  hoy día significa: sopor, somnolienza, agotamiento físico, pero hace más de un siglo se asociaba con la enfermedad de los manglares que contraían los soldados españoles  en la Guerra de Cuba, los del uniforme de rayadillo. Regresaban con la fiebre amarilla, picados por el mosquito que los infectaban.

MARINEAR: conocido como el ejercicio de marinero, pero los sevillanos de más de 50 años, está asociado a un juego popular que se perdió, (cuando la chiquillería jugaba en la calle), que consistía: un equipo agachado que resistía sin derengarse-ringarse-expresión infantil por aquellas calendas, y que nos decía que mientras otro trepaba sobre el lomo. También significaba trepar.

ENGUACHINAR: las faenas caseras han cambiado mucho en las últimas décadas, con las palabras de acciones concretas. La humilde aljofifa, (voz árabe), dió paso a la altiva fregona. Los suelos ya no se enguachinan, que era una forma de limpiar los suelos. Su antónomo era: empercorchar.

VAINA: los insultos también han variado y mucho, hace varias décadas vaina significaba papanatas, o imbécil: ¡"Vaya tío vaina"! (No confundir con la obra de teatro de Chéjov), sus primos hermanos eran: chufla, y papafrita.

SOLLO: la expresión "Ya no se ven sollos en el Guadalquivir. Hasta hace 50 años los sollos remontaban el río para desovar y en Coria llegó a haber una factoría para tratar sus valiosísimas huevas. (Ahora son conocidos como esturión  al sollo vox populis de antaño y sus huevas como caviar.


Continuará. 

Foto: Google.

 A la atención de mis seguidores, os ofrezco una interesante y curiosa entrada de otro blog amigo, previa autorización, por supuesto. No tiene desperdicio, vean, vean...


Entrevista a un botijo

Mujer bebiendo de un botijoHoy entrevistaremos a una especie en periodo de extinción.
Butticula según le llamaban los romanos, búcaro, pimporro o pipo según los andaluces, los canarios lo llaman porrón, en México se le llama cántaro, en Guatemala pichinga, aunque quizá el nombre mas extendido es el de botijo.
Es usted muy famoso, como quiere que le llame?
Botijo es el nombre que mas me gusta, aunque ahora pocos me utilizan, yo estaba en todos los trabajos que se hacían en el exterior, también en muchas casas, pero ahora con los frigoríficos, estamos en muy pocos sitios.
Sabía usted que si me llenaban de agua y me ponían al sol, el agua se refrescaba? Se filtraba por los poros de la arcilla y en contacto con el ambiente seco exterior, la evaporación enfriaba el agua.

Claro, debido a mi edad lo he conocido de diversas formas y tamaños, y he bebido a gargalé (modo de beber del porrón, de la bota o del botijo a chorro, desde lo alto), pero en la actualidad casi no lo veo en ningún sitio.
Ahora la gente se ha olvidado de nosotros, beben agua fresca de la nevera (la de catarros que cogen), otros compran unos recipientes de plástico y beben chupando directamente de él y claro el agua cada vez está mas caliente, en la actualidad muchos nos tienen como adorno en sus casas… ¡ay señor! la vida del botijo se está terminado.
La entrevista me ha dado sed, me permite que lo sujete y con los brazos estirados vuelva a recordar mi infancia?
Será un honor para mí.
La imagen es Thirst (1886) de William Adolphe Bouguereau (1825 – 1905), podeís ver una galería de sus pinturas aquí.
Esta entrada fue publicada en Anotaciones. Guarda el enlace permanente.

16 respuestas a Entrevista a un botijo

:

 

22 comentarios:

  1. Que botijos tan bonitos, yo también tengo varios en casa pero son de barro.De las palabras que mencionas no conocía ninguna y aquí se le llama vaina a la judía verde.Besicos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Charo, sí aquí también se conoce a la judía verde así, y al guisante, haba, etc, pero lo que has leído era en clave de "insulto". He traido esas palabras corrientes entre nuestros mayores para darlas a conocer, el lenguaje siempre es riqueza, es parte de nuestra historia y aunque estén muchas en desuso, merece la pena recordarlas y que los más jóvenes las conozcan.
      Un múack.

      Eliminar
    2. Ah, me refiro al la "cáscara" de los vegetales mencionados anteriormente: vaina.

      Eliminar
  2. Muy buena clase nos has dado, solo conocia una, un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hala, qué exageradilla! Simplemente he intentado rememorar unas palabras que formaron parte de nuestra historia y señas de identidad.
      Robledo ¿qué palabra era esa? Por curiosidad...

      Eliminar
  3. Muy bueno. Lo que son los tiempos,en aquellas fechas se escandalizaban nuestro abuelos con algunas de estas palabras.¿qué dirian ahora oyendo "lindezas" de chicos y mayores?.supongo que como dice la copla, "hay que hacerse el "longui y chuparse el dedo". Vivir para ver.un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Antoñita, ciertamente, las palabras malsonantes que se oyen frecuentemente de la calle, películas, reuniones en los bares, etc, por cierto colectivo me produce rechazo, igual que a tí, tú has añadir otra: "longui", jeeeeeeeee
      Besazo.

      Eliminar
  4. La última palabra me ha alegrado "Continuará" de las de hoy tres por lo menos las desconocía, y me encanta aprender palabras, espero con ilusión. Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaaaaaaaaaaaa eres la repera, bueno compartimos cosillas y nos lo pasamos estupendamente. Gracias, eres un cielo.
      Un montón de saltibrimcos y olé.

      Eliminar
  5. Hay que evitar que se pierdan esas expresiones.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Me alegro que os agrade la idea, tengo otras entradas parecidas.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. Te dejé comentario, no sé si se habrá perdido.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es, Rafa. Es una entrada preciosa de Concha, mi amiga y colaboradora, títulada "Triana". Te contesté el mismo día, 18 a las 21,29. ¡Qué susto, pensé que la había perdido!
      Pues pásate cuando quieras, allí luce espléndida.
      No dudes en dicirme lo que creas conveniente con toda libertad, por favor.
      Muchas gracias por seguir estas páginas.
      Saludos afectuosos.

      Eliminar
  8. Haz muchas, muchas entradas de estas... que me fascina aprender palabras y las que están ya en desuso, mucho más, para usarlas de nuevo, que ninguna palabra debería morir. Tenemos que defenderlas a capa y espada.
    Muchos besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que te agrade. Me pareción una buena idea rescatar palabras nuestras en desuso o de poco uso, sobre todo su origen, el lenguaje siempre es riqueza.
      ¡Al fín alguien se manifiesta, no sabe cómo te lo agradezco! así que: "Sí, wuana".
      Una docenita de abrazetes.

      Eliminar
  9. Me ha hecho gracia, dices:
    Búcaro : Fuera de Andalucía no saben qué es un búcaro, por lo general.
    Yo en cierta ocasión entrevisté a un botijo, que no te lo crees? Pincha en el enlace. Casualmente allí aparece el nombre que en unión de otros se les llama en Andalucía.
    Saludos
    P.D. Si te acercas a leerlo, no podrás comentar, ya que tengo los comentarios cerrados debido al enorme SPAM que soporto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, yo he viajado y en el entorno que me muevo hay un cierto colectivo que no son andaluces el "búcaro" no lo conocen, como por aquí. Por eso he dicho, (por lo general), no que no haya nadie que no lo conozca, no se debe generalizar en nada en esta vida, o al menos, es lo que sinceramente he procurado.
      He ido a tu blog, y leído tu "entrevista al búcaro", me parece estupenda, conocía todo, menos *caliche*. A mí me entusiasman todos estos temas, así como las tradiciones, costumbres, vocabulario de antaño, etc...te solicito permiso para poner el enlace tuyo en esta entrada, la Cultura es para compartirla, lo creo de interés general, pero primero es pedir autorización, como es lo ético.
      Gracias por participar, sobre todo, aportando.
      Saludos desde Sevilla.

      Eliminar
    2. Siento tener que llevarte la contraria, no hay que pedir autorización. Además de ser un viejo, soy un bloguero viejo, en Octubre hará 12 años que empecé con esto de los blog publicando casi de manera diaria. Todas las preguntas que me surgían se las preguntaba a los blogueros de Zaragoza cuando hacíamos los para nosotros, famosos bloguellones, era el más mayor de todos y por supuesto me tenían un cierto respeto.
      No quiero hacerte perder mas el tiempo, pero para que te hagas una idea de como eran esos bloguellones de dejo con uno de ellos, era el 20º.
      Saludos cordiales

      Eliminar
    3. Bienvenido a esta tu casa desde hoy. Es todo un honor y muy gratificante poder compartir con los amigos seguidores esta magnifica y curiosa entrada de nuestras queridas tradiciones y usos y costumbres, nos enriquecemos todos.
      Gracias, Javier. Felicidades.
      Afectuosos saludos.

      Eliminar
  10. Gracias mari carmen garcia franconetti, entre Ester y tu me estáis sacando los colores. Ya veo que te has ido moviendo por mi blog.
    No se que decir, si hablar en serio o soltar alguna de mis bromas.
    Un saludo agradecido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues el hecho de estar en el blog de Ester ya era toda una pista para mí, después leí comentarios tuyos y te puedo asegurar que de ellos también se aprende, basta tener un pelín de capacidad analítica.
      Ah, exprésate como quieras, como lo harás correctamente, te publicaré todo.

      Eliminar

A la espera de moderar comentario